03 diciembre 2010

sueños

Vi la estructura metamórfica de tus sueños, encrucijadas e indecisiones dentro de las insanas predicciones de tus manos.

Escuche tanto tiempo el silencio que llegue ha arrancarle algunas palabras palabras insípidas e impávidas como el rostro de tu alma tan inertes como los huesos molidos de mi cadáver de animal

Escuche tanto tiempo el silencio que este me confundió con la soledad, tanta atención preste a tu ignorancia que empecé a amarla y hacerla mía

Como el que ama lo mas odiado, como la que odia lo mas amado.

No hay comentarios.: